Internacional

Difícil que Argentina sea Venezuela

AvatarPor Miguel Boggiano03/05/20

Cada vez que hablo con inversores aparece el mismo fantasma: ¿puede Argentina transformarse en Venezuela? Hay miedo a expropiaciones y al avance del Estado sobre las libertades individuales, justificado por la irrupción de una pandemia.

Para escribir esta nota hablé con distintos amigos y empresarios que han vivido en Venezuela desde hace más de 20 años y vieron la metamorfosis en primera fila.

En cualquier caso, no hay certezas. Y si releen el título, verán que dice “difícil”, no “imposible”. Como tantas cosas en la vida, es una cuestión de probabilidades.

Veamos entonces.

1.- La estructura económica

Al estatizar el petróleo, Chávez se adueñó del 95% del ingreso de Venezuela. Por otro lado, en Argentina el campo representa el 60% del valor de las exportaciones entre productos primarios y manufacturas.

Pero hay una diferencia sustancial entre la industria petrolera y la agropecuaria.

Venezuela tiene una economía extractiva. El petróleo ya está ahí y sólo hay que extraerlo, almacenarlo, transportarlo y venderlo.

La Argentina, por su parte, tiene una economía productiva. No alcanzaría con expropiar “al campo” porque alguien se tiene que poner a trabajar con la tierra y los animales. La producción agropecuaria es definitivamente más intensiva en trabajo que la petrolera.

Sería muy difícil para el gobierno argentino estatizar todo el sector y continuar produciendo en niveles razonables. ¿Alguien cree que los dueños de los campos querrían producir si les estatizan sus propiedades? ¿Producirían Grabois y los chicos de la Cámpora?

Pensemos que el Estado debería hacerse cargo de sembrar y cosechar la soja, el trigo, el maíz; se debería hacer cargo de alimentar y cuidar al ganado; se debería hacer cargo de los tambos. Todo esto resulta ridículo conociendo la “eficiencia” y la “capacidad de gestión” que muestran los organismos públicos.

En Venezuela, el deterioro de la industria petrolera llevó varios años. En Argentina, el colapso podría ser casi inmediato. Una vez más: en Venezuela fue relativamente fácil para Chávez controlar la economía porque la industria petrolera es extractiva. En la Argentina esto no es replicable.

2.- Estructuras militares, sindicales y sociales

Otra diferencia fundamental entre Venezuela y Argentina es la naturaleza de la construcción que llevó a Chávez al poder.

El era militar y entendía cómo funcionaban las estructuras militares. A lo largo de los años fue excluyendo a todos los que pensaban distinto dentro de las fuerzas armadas y favoreció el ascenso de gente joven adoctrinada con su ideología política.

¡Esto es solo un extracto! Para acceder a todas nuestras notas, registrate en forma gratuita en nuestro "Plan Free".

Me quiero registrar